SummArg | Cursos y recursos para webmasters

20/08/2011

¿Cómo evitar el bloqueo cuando se trabaja solo?

Sentarse frente a la computadora, abrir las indicaciones del cliente y las notas propias, abrir las herramientas de trabajo (Photoshop, Notepad++, Indesign, depende de tu especialidad) y no pasa nada. Abrir por 15 minutitos algún juego, Facebook o saludar a un amigo en MSN. Volver al inicio en un bucle sin fin.

Esta situación es normal y a todo freelancer en algún momento de sus vidas le sucede. Generalmente está relacionado a algún proyecto que tuvimos que aceptar por cuestiones económicas o para quedar bien, pero que realmente no nos emociona ni un poquito. También puede ser producto de cansancio general, falta de vacaciones y/o de moderación en las horas dedicadas al trabajo.

En esta oportunidad queremos compartir algunos tips para destrabar esos bloqueos fenomenales.

Pautar una nueva reunión con el cliente

Es posible que el plan de trabajo no haya quedado bien claro y tenga algunos puntos grises. Una nueva reunión puede ser necesaria y para aprovecharla a fondo es necesario llevar un puñado de bosquejos y una lista de preguntas específicas que destrabarían el desarrollo. Existen varios recursos online para preparar mockups en pocos pasos para el diseño de websites que podrían serte de utilidad. La mayoría de los clientes valora ser consultado y estar al tanto de la evolución del servicio por el que está pagando.

Leer blogs de la temática desde un lector de feeds

Existen docenas de sitios en inglés y castellano que efectúan reviews de recursos. A veces un recurso que nos parezca increíblemente apropiado para un proyecto en particular puede destrabar el inicio del desarrollo del mismo. Existen recursos gratuitos por doquier, así como tutoriales muy buenos tanto para aprender a realizar un diseño de web en PSD y maquetarlo, o para aprender a realizar complejas animaciones en JavaScript, dibujar logos en Illustrator, diseñar brochures en Indesign, etc. Ya estás suscripto a los feeds de Summarg?

Aprovechar a eliminar tareas cortas de nuestro to-do list

Si nuestra lista de tareas es muy larga, puede pesarnos la sensación de que estamos cargados de trabajo y un poco de culpa por pensar que no vamos a llegar a hacer todo a tiempo. Generalmente esto no es tan así, sólo nos estamos preocupando por demás. Para no quedarnos ofuscados con esta preocupación poco productiva, podemos seleccionar las tareas mas cortas y sencillas de nuestra lista y empezar a ejecutarlas. Si todas las tareas que figuran son complejas, debemos comenzar a desmenuzarlas en sub-tareas mas cortas. Mantenernos en movimiento evitará que sigamos dando vueltas al tema de nuestro bloqueo y aprovechemos el día.

Ordenar nuestro espacio de trabajo

Cuando estamos frente a un proyecto que no sabemos aún como abordar, el desorden general puede arruinarnos las cosas aún mas. Efectuá una pausa y dedicate a re-ordenar tu escritorio, tu cartelera o pizarra y a guardar los papeles que en este momento no necesites. Que nada a tu alrededor pueda representar distracciones de ningún tipo.

Revisar nuestro baúl de recursos

Siempre es bueno tener una carpeta en donde podamos almacenar recursos interesantes para aplicar en algún futuro proyecto. Ahora es un buen momento para revisar todo lo que fuimos guardando y quizás podemos aprovechar a renombrar algunos recursos para que tengan un nombre mas apropiado y borrar algunos que creamos que ya quedaron obsoletos.

Buscar proyectos similares y ver otros enfoques

Supongamos que tenemos que hacer una web de venta de colchones y no tenemos ni idea de por donde arrancar. Lo primero y fundamental es googlear en busca de las marcas pioneras en el rubro y de sus principales vendedores. Para esto necesitarás introducir los términos en español e inglés, de modo de abarcar la mayor cantidad de sitios posibles. Deja cada sitio abierto en una pestaña diferente, luego vuelve a mirar cada pestaña abierta y procedé a cerrar los que descartes. Cuando tengas una buena selección de sitios de tu agrado, imprimí las pantallas completas (podés usar algún plugin en tu navegador como FireShot para Firefox). De este modo tendrás una buena cantidad de recursos para inspirarte.

Compartir un café con un colega

Aprovechemos este momento de horrible bloqueo para invitar un café a ese colega que hace tanto se lo debemos. Si tenés amigos que trabajan en un rubro similar al tuyo podés utilizar un momento para contarle acerca del proyecto en el que tenés que trabajar y preguntarle si alguna vez tuvo un proyecto similar o tiene alguna idea sobre el asunto. Puede llegar a plantearte el tema desde una perspectiva nueva y a la par disfrutaste un rato de una buena charla.

Hacer ejercicio, meditación o lo que mas disfrutes

Seguramente escuchaste alguna vez que las grandes ideas pueden venirte cuando estás duchándote o viajando en el colectivo. Saliendo a correr o yendo al gimnasio se busca deliberadamente no pensar en el trabajo y permitir que fluyan las ideas. Una larga caminata también sirve para liberar la mente de preocupaciones y de esta manera luego enfocarnos nuevamente en el asunto pero ya mucho mas tranquilos.

 

 

 

Dejar un comentario